martes, 9 de agosto de 2011

Regina

En días medio "blah", como los de ayer (lo siento, no hay una definición técnica del "blah"), me gusta poner a Regina Spektor. Específicamente, "Us".



Me encanta Regina, y subrayo ese "me encanta" en mayúscula, y bien grande. Me encanta como arquea el brazo izquierdo cuando toca el piano. Me encanta como se inclina sobre el micrófono y cierra los ojos al cantar, y la mirada medio tímida que asoma cuando los abre. Hell, me encanta incluso el vestido que parece se robó del closet de mi abuela. Escucharla me hace sentir como si tuviera los pies metidos dentro de arena con una brisa soplándome el rostro. Dichoso sea el bastardo que se levante en las mañanas escuchando a esta mujer cantando y tocando el piano en una habitación contigua, sabiendo que en cierta forma, le cantan a él. Aunque, ya esto sean otras tantas (me entra otra variante más melancólica del "blah" de sólo pensarlo). Meanwhile, disfruten.

3 comentarios:

Sofi Zermoglio Ardoy dijo...

Buenisima!!!!!!!! amo la gente que sabe tocar el piano como ella!!!!! Gracias por compartirla!

Karim López dijo...

La habías escuchado antes?

Unknown dijo...

Tu blog no tiene desperdicios, cada vez encuentro cosas muy buenas, no dejo de sorprenderme, demasiado halagos, pero estoy segura que todo el que lee opina lo mismo. Escuchar a Regina es como tomarse un capuccino o caminar sin prisa por la ciudad en la noche (ya sabes de lo que hablo)...Regina es simplemente fantastica y maravillosa. -Naty